Por favor, rellene su dirección de e-mail
Por favor ponga una dirección de e-mail válida
La dirección de e-mail tiene que tener entre 8 y 50 caracteres
Por favor, establezca una contraseña
La contraseña tiene que tener entre 8 y 20 caracteres
La contraseña sólo admite letras, números y guiones bajos
No cerrar sesión
Siguenos

¿Se puede adelgazar estando de vacaciones? ¡Claro que sí!



Categoría: Mitos y verdades

  Volver a la página de artículos
¿Se puede adelgazar estando de vacaciones? ¡Claro que sí!

En verano y con el buen tiempo comenzamos a pasar más tiempo en la calle, a hacer más vida social, a planificar las vacaciones, etc. y también empiezan los quebraderos de cabeza, ya que los días de descanso están ligados a los malos hábitos, a las malas costumbres, al consumo de alimentos no saludables, etc.

¿Es cierta esta percepción que tenemos de las vacaciones?

Por supuesto que no, se puede perfectamente estar de vacaciones, incluso estar fuera de casa, y llevar una dieta variada y equilibrada, te dejamos aquí unos consejos para que tus días libres no estropeen el esfuerzo de todo un año.

1. Planifica tus menús. Tomar decisiones improvisadas te pueden llevar a equivocarte y elegir alimentos que nada tienen que ver con una dieta sana: alimentos procesados, comida rápida, meriendas y medias mañanas cargadas de azúcares, etc.

DESCARGABLE PARA ELABORAR TU MENÚ SEMANAL

Descargable de Nutricienta gratuito para elaborar tu men? semanal

2. Sal de casa previsto de alimentos saludables, que en cualquier momento te puedan sacar de un momento de hambre o una situación de apuro, como pueden ser los frutos secos, los encurtidos o las frutas.

3. No olvides realizar ejercicio físico, estar lejos de tu gimnasio habitual no es una excusa para llevar una vida sedentaria. Cualquier lugar es bueno para caminar, para correr, andar en bicicleta, patinar, nadar si estás en la playa o en la piscina o realizar el deporte que más te guste.

4. Si has decidido comer o cenar fuera, busca lugares que te ofrezcan alternativas sanas, como puede ser, por ejemplo, un menú del día compuesto por primeros de verduras o cremas y segundos de carnes o pescados a la plancha, platos caseros cocinados con tecnologías saludables, etc.

5. Si vas a la playa, y tienes pensado comer de sándwich o bocadillo, ten en mente que los cereales integrales son mejor opción y pueden pasar de ser una alternativa muy sana, a ser una alternativa muy poco saludable dependiendo de lo que le pongas dentro. Utiliza los vegetales y las hortalizas, el huevo, el atún, el pollo, salsas caseras, etc. Intenta evitar los embutidos muy grasos, como el chorizo, el salchichón, etc.

6. No olvidamos que el calor invita a los helados, los granizados, bebidas frías, etc. pero en este campo también existen buenas elecciones, como por ejemplo, fabricar nosotros nuestros propios helados con frutas, ingerir infusiones frías que no contengan azúcar, etc.

Yolanda García
Dietista-Nutricionista
 ¿Te ha gustado este artículo? ¡Dale a la manita! 
Personas a las que les ha gustado: Número de comentarios: Número de visitas:
0
0 3845

¿Tienes alguna duda, quieres comentar algo o simplemente deseas felicitar al autor? Sé el primero en escribir un comentario en este artículo y consigue puntos para tu carnet de socio.

¿Quieres comentar sobre este artículo?



 

Buscador de artículos